Represión a cristianos en Corea del Norte

El régimen de Corea del Norte continúa su política de oprimir cualquier persona que ejerza su fe cristiana dentro del país, sin emabargo los informes de los países sugieren que más y más personas están abandonando el culto a la personalidad del dictador Kim Jong-un para regresar a la fe personal.

El Departamento de Estado de Estados Unidos anunció el martes el informe anual sobre libertad religiosa mundial: “El gobierno norcoreano continua tratando seriamente con los que han estado involucrados en casi todas las prácticas religiosas a través de ejecuciones, torturas, palizas y detenciones”.

“Se estima que entre 80.000 y 120.000 presos políticos, algunos presos por motivos religiosos, se encuentran recluidos en zonas remotas, en condiciones horribles”, añade.

Un desertor que pidió mantener su nombre en reserva, debido al hecho de que él era muy activo en el apoyo de las iglesias clandestinas que operan en el norte habló de cambios sutiles:

“En el pasado, la gente invitaba a las familias para adorar Kim como dioses, pero muchos norcoreanos ya no siguen ni sienten respeto a Kim Jong-un, ellos están buscando algo más para sostener su fe.” “En algunos lugares, esto ha dado lugar a la aparición de las religiones vinculados a los chamanes, pero la iglesia cristiana evangelica es la que mas crece y profundiza sus raíces en Corea del Norte”, dijo el anónimo.

“Incluso si las personas saben que pueden ser detenidos o se enfrentan a la peor, como ejecuciones, todavía están optan por adorar a Dios, y eso significa que se generan más grietas en el régimen y el sistema dictatorial comunista de Corea del Norte” agregó el hombre.

Publicaciones relacionadas